lunes, 8 de septiembre de 2008

Una niña muerta

Hay una película en la que Satanás se aparece en forma de niña. Un sacerdote obrero, teólogo, economista, monje, gran amigo según lo veo, todavía, de mi lado, pues los que admiramos nos acomplejan, sintiéndose uno indigno, y al que no he visto ya en casi veinte años, me lo comentó. El próximo 11 del 9 a las 12:30 estará otro templario, Gonçalo Amaral, firmando libros, que es lo que se hace ahora en estos casos, cuando uno escribe del mal que no aparece ni siquiera en forma de niña. Ni de niña muerta. Será en Sevilla, en el FNAC. Y no es lo que esperaba como su funeral, pero asistiré a llevar a la niña una rosa fresca, al lugar más limpio de Sevilla que es una cafetería de la estación anterior a Santa Justa, en donde hacen pitufos de lomo en manteca, o de aceite, que ya basta si es de oliva. Madeleine, ¿qué haces comprando helados en Bruselas? Tómate un pitufo, aunque sea de aceite, y una nube, que es, respectivamente como en Málaga, una ciudad llena de malagueños, se le llama a un montadito y a una variedad de café bajita de café. Como tú. Mejor que el Calpol para dormir. Que en Sevilla no nos van a entender. Uno de aceite y un café con leche. Un bocadillo de calamares en la Plaza Mayor de Madrid, como de pequeño cuando mi abuela Pepa nos llevaba a las Vistillas. Y mi amigo el teólogo decía que cuando la niña entraba se veía el vaho del frío. Porque el infierno es frío, no calor. El único vapor que veamos sea el de la nube que nos tomamos ella y yo en la estación de tren antes de Santa Justa. Esta rosa no es para mi mujer.


Además, informó que el helado que pidió Madeleine fue de chocolate, el sabor favorito de la menor.




( Addenda martes, 9 de septiembre


...la falta cometida por el magistrado no puede considerarse como muy grave porque lo único que puede reprochársele al juez es que "no prestara mayor atención" a la labor de los funcionarios de la sección que se ocupaba de tramitar las ejecutorias, cuyo trabajo se encontraba colapsado

30.000 euros de indemnización a una familia por el ruido de los frigoríficos de un supermercado30.000 euros de indemnización a una familia por el ruido de los frigoríficos de un supermercado


Multitas a mi
A Santiago del Valle le imponen una multa de 270 EUR por robar corriente eléctrica y a uno de tantos jueces que le dejaron en la calle, otra de 1500. Perdóname, Hitchcock, pero el crimen sí compensa.

Multimedias [Antena3]


[TheSUN]

[Correio da Manha]

En este juego se emplean dos perritos: uno detecta olor a cadáver humano, otro olor a sangre humana. En los videos se demuestra que ambos se pusieron de acuerdo para señalar los mismos lugares con lo que queda atestiguada una nueva forma de comunicación animal.)